Gran revés para WhatsApp, Twitter y Google en la India; el centro está a punto de poner en marcha las medidas enérgicas

El gobierno planea enmendar las reglas de TI en las que las plataformas de medios sociales y las aplicaciones de mensajería deberán implementar herramientas para “identificar” y frenar el contenido ilegal, así como seguir prácticas de diligencia debida más estrictas, según los proyectos de enmienda.

El gobierno planea enmendar las reglas de TI en las que las plataformas de medios sociales y las aplicaciones de mensajería deberán implementar herramientas para “identificar” y frenar el contenido ilegal, así como seguir prácticas de diligencia debida más estrictas, según los proyectos de enmienda. Funcionarios del ministerio de TI se reunieron la semana pasada con altos ejecutivos de Google, Facebook, WhatsApp, Twitter y otras empresas para discutir los cambios propuestos en las normas de Tecnología de la Información (TI).

Con el telón de fondo de los linchamientos provocados por los rumores que circulan en WhatsApp y otros sitios de medios sociales, el gobierno ha estado explorando formas de frenar el uso indebido de estas plataformas. Además, el esfuerzo es abordar la difusión de mensajes falsos en los medios sociales antes de las elecciones generales de 2019. 

El lunes, el gobierno dijo que está comprometido con la libertad de expresión y la privacidad de sus ciudadanos, en medio de las críticas de ciertos sectores sobre las implicaciones más amplias de las enmiendas.  La semana pasada, el gobierno había autorizado a diez agencias centrales a interceptar datos en cualquier ordenador, un movimiento que había desencadenado una tormenta política con la oposición acusando al Centro de intentar crear un “estado de vigilancia”.

De acuerdo con el proyecto de modificación propuesto de las normas de TI, que se refieren a los medios sociales y otras plataformas en línea en lo que respecta a los contenidos, deberán desplegarse herramientas automatizadas para identificar y desactivar los “contenidos ilícitos”. “El intermediario (plataforma de medios sociales) desplegará herramientas automatizadas basadas en la tecnología o mecanismos apropiados, con controles apropiados para identificar y eliminar o desactivar de manera proactiva el acceso público a información o contenido ilegal”, dijo el borrador que se ha publicado en el sitio web del ministerio de TI el lunes.

Otro cambio propuesto es que las plataformas tendrían que informar a sus usuarios para que se abstengan de alojar, subir o compartir cualquier contenido que sea blasfemo, obsceno, difamatorio, “odioso o racial o étnicamente censurable”. Se pediría a los usuarios que se protejan contra el hospedaje o el intercambio de información que viole cualquier ley, engañe o induzca a error a los receptores sobre el origen de los mensajes que sean extremadamente ofensivos o amenazantes por su naturaleza, o que amenacen la seguridad nacional.

El ministerio de TI está buscando la retroalimentación del público sobre el borrador de las enmiendas para el 15 de enero antes de tomar una decisión final. Los correos electrónicos enviados por PTI a las plataformas de medios sociales, incluyendo Google, Facebook y WhatsApp, en busca de comentarios sobre sus conversaciones con el gobierno, quedaron sin respuesta.

En su declaración del lunes, el Ministerio de Informática afirmó que el gobierno no regula los contenidos que aparecen en las plataformas de las redes sociales, aunque estas empresas están obligadas a garantizar que sus plataformas no sean utilizadas para cometer y provocar terrorismo, extremismo, violencia y delincuencia. También citó casos recientes de uso indebido de los medios de comunicación social por parte de delincuentes y elementos antinacionales que han planteado nuevos problemas a los organismos encargados de hacer cumplir la ley.

“Estos incluyen la inducción para el reclutamiento de terroristas, la circulación de contenidos obscenos, la propagación de la desarmonía, la incitación a la violencia, el orden público, las noticias falsas, etc. “En 2018 se informó de varios linchamientos, la mayoría de los cuales se debieron a noticias y rumores falsos que circulaban por WhatsApp y otros sitios de medios sociales”, dijo el ministerio.

Otra enmienda propuesta es que las plataformas o intermediarios con más de 50 lakh de usuarios en el país deberán tener un domicilio social permanente en la India con dirección física. Es probable que esto afecte a la mayoría de las plataformas internacionales de medios sociales, dado que la India es un mercado clave para ellas.

Además, estas plataformas tendrán que nombrar a un funcionario nodal en la India para que coordine las 24 horas del día con los organismos encargados de hacer cumplir la ley a fin de garantizar el cumplimiento de las normas, según el proyecto. De acuerdo con las propuestas, el intermediario – después de que una orden judicial es comunicada o es alertado por un gobierno….

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *